viernes, 23 de diciembre de 2016

TALLER DE NUTRICIÓN

El pasado viernes, los voluntarios de la Oficina Verde de la USAL volvieron a visitarnos. En esta ocasión, no solo venían a ayudar, sino que nos habían preparado ¡una sorpresa muy divertida! (y dulce). Eso sí, esta vez no nos mancharíamos, o, al menos, esa era la idea.


Cuando acabó el recreo, los alumnos de tercero de primaria bajamos al salón de actos. Allí, Laura, Carlos y Leyre, nuestros biólogos, y David, nuestro blogger, nos estaban esperando con todo listo. Las sillas estaban colocadas en corro, y había dos mesas llenas de utensilios que no sabíamos muy bien para qué eran. Enseguida, Leyre comenzó a explicarnos lo que íbamos a hacer: ¡hoy tocaba taller de nutrición! Pero espera... ¿nutriqué?

La nutrición es comer y aprovechar las vitaminas, las proteínas, los minerales... de los alimentos para llenarnos de energía. Los voluntarios nos prepararon una presentación con muchas fotos para que fuera más fácil. Vosotros también podéis verla aquí:



Después, nos plantearon dos experimentos, así que nos dividimos en grupos y fuimos corriendo a las mesas. 

Experimento 1: ¿Cuánto azúcar tiene cada bebida?



Cada grupo debía averiguar la cantidad de azúcar en bebidas como la cola o los zumos de piña. Para ello, teníamos que echar azúcar en un vasito de cristal y pesarlo en la báscula. Así sabríamos cuántos gramos elegimos.




Experimento 2: ¿Cuánta grasa tiene cada alimento?


Cada grupo tenía que averiguar la cantidad de grasa de alimentos como las patatas fritas, la lechuga, el jamón o el chocolate.
Para ello, machamos muy bien los alimentos con un mortero y los mezclamos con alcohol. Después, los pusimos en agua y, dependiendo de lo oscuro que saliera, sabíamos cuál tenía más grasa.


Sin embargo, no todo fue tan fácil. A veces las cosas no salen como queremos, y si no ¡que se lo digan a Carlos!



¿Qué resultados nos dieron?


Los refrescos de limón, el zumo de piña, la cola o el batido de chocolate eran las bebidas más azucaradas. Mientras, el néctar de piña y las bebidas isotónicas como el aquarius, tenían alrededor de 20 gramos, es decir, la mitad. 

En la bebida de limón y el zumo había 42 gramos en total, ¡esos son muchos terrones de azúcar! 

Nosotros al descubrir todo el azúcar llevan las bebidas

En cuanto a las grasas, los alimentos como el chocolate, el jamón, y las patatas fritas tenían más grasa que otros como la lechuga. También aprendimos a diferenciar las grasas animales de las vegetales. Los vegetales también tienen grasa, pero son más saludables que las grasas animales. El chocolate blanco, por ejemplo, no lleva cacao sino que es en su mayoría grasa animal y azúcar. 

La pirámide alimentaria


Después de experimentar como los científicos, tocaba convertirse en artista. Se trataba de completar la pirámide alimentaria con dibujos de comida. Esto es una pirámide con varios escalones donde se representan todos los alimentos clasificados. A cada tipo le corresponde un escalón. Así, pondremos la carne y el pescado separados de la fruta y la verdura, por ejemplo. Echa un vistazo a la nuestra.


Gracias a actividades como esta, descubrimos que se puede aprender de manera muy divertida. Todos estábamos muy ilusionados con nuestros dibujos y muy contentos de descubrir cosas tan interesantes. David nos dejó su cámara y nos sacamos fotos ¡así de chulas!



¿Quieres ver más fotos? ¡Están todas aquí!

David Sánchez

viernes, 2 de diciembre de 2016

¡DE VUELTA A VERDULANDIA!


Hace unos días, retomamos las actividades en nuestro huerto escolar. Los alumnos de primero, segundo y sexto de primaria salimos al patio del colegio con nuestros profesores. Hoy contábamos con tres nuevos voluntarios de la universidad: Carlos, Laura y David. Entre todos íbamos a devolverle la vida a la tierra de las verduras.

VerdulandiaEl verano había sido largo para Verdulandia y teníamos que preparar los bancales para volver a sembrar durante el curso. Todos sabíamos lo que esto significaba: teníamos que limpiar y remover la tierra ayudándonos unos a otros. No era una tarea fácil. Muchas hierbas se habían instalado en nuestro huerto para pasar sus vacaciones, y teníamos que echarlas de allí si queríamos que las nuestras estuvieran a gusto. Eso sí, respetando la alcachofa. Así que nos pusimos manos a la obra. Cada planta que quitábamos la dejábamos en un rincón para poder aprovecharla. Sí, aprovecharla: ¡aquí no se tira nada! Utilizamos las ramitas, tallos, hojas y flores que no queremos para mezclarlos con la tierra y hacer compost. De esta manera conseguimos que con el tiempo se descompongan y esa tierra se llene de nutrientes para alimentar nuestros cultivos.

Una vez limpia la tierra, tocaba removerla con nuestras palas y azadas hasta dejarla bien mullida. Nos lo pasamos tan bien que muchos de nosotros empezamos a cavar en el suelo del patio. Es normal; tocar la tierra es algo que ya no hacemos tan a menudo. Me han contado que hace años el barrio era de tierra. Los niños jugaban a la peonza y a las canicas y, cuando llovía, era muy divertido meterse en los charcos y jugar con el barro. Aunque las calles ya no sean como antes y tengamos televisión y videojuegos ¡A nosotros también nos gusta la tierra!

Y por fin llegó la hora de sembrar. Habíamos puesto mucho empeño para acabar enterrando una semilla y esperar. A veces tenemos que trabajar mucho y durante mucho tiempo para conseguir lo que queremos. Nuestros profesores nos dieron unas bandejas enormes llenas de ajos. Entre todos les quitamos la cáscara y los dividimos en dientes. Los más pequeños estábamos fascinados: no sabíamos muy bien para qué servía esa cosita blanca y minúscula.




Después hicimos pequeños hoyos en la tierra, metimos un diente en cada uno y los tapamos apretándolo muy bien. 




Por último, faltaba colocar el riego automático. Es un tubo negro muy largo que suelta gotitas de agua para que nuestras semillas no pasen sed. Así que agarramos el tubo y lo levantamos en el aire. Teníamos que trabajar en equipo porque, aunque fuéramos muchos, cada uno hacíamos un papel muy importante.



Ahora toca esperar a que la tierra dé su fruto, respetándola y cuidándola como siempre hemos hecho en Verdulandia.

Todas las fotos

David Sánchez


jueves, 2 de junio de 2016

Entrada a Verdulandia




Así de bonita ha quedado la entrada a nuestro espacio del huerto.
Los alumnos de 4º y su profesora han diseñado este cartel utilizando viejas cajas de fresas.
 Nos encantan tanto la idea como el resultado.

martes, 31 de mayo de 2016

Diseño de folletos


El huerto del cole es fuente de muchas ideas e iniciativas. Una de ellas surgió a raíz de estar dando contenidos sobre publicidad al tiempo que se estaba planificando con la AMPA la celebración del "Día del Huerto". Se propuso a los alumnos de 6º la creación de un folleto publicitario para el evento.
Fueron muchas las buenas ideas, alguna de las cuales pudimos llevar a cabo.
Nos reservamos otras para el año que viene ya que la mayoría son muy originales y haremos extensiva la propuesta a otros cursos.
Os dejamos unas cuantas, las demás están en poder de sus propietarios.

miércoles, 18 de mayo de 2016

DÍA DEL HUERTO

     Dentro de las actividades de la Semana Cultural, dedicada en esta ocasión a las "3 R", se ha celebrado el Día del Huerto, contando con la participación de la AMPA y el Colegio.
Hasta el cole se acercó mucha gente deseosa de "poner guapo" al huerto, para ello hemos utilizado materiales recuperados.
Se han pintado neumáticos y palets y se han rehecho los espantapájaros. Pepa y Pepe han quedado muy elegantes y muestran un aspecto más alegre y rejuvenecido.
Por otra parte, los alumnos más mayores realizaron tareas de limpieza  , sembraron algunas especies aromáticas, y trasplantaron caléndulas que nos servirán para decorar los palets y los neumáticos.
La jornada terminó con una animada y merecida merienda .
Muchas gracias a todos los asistentes, que cada vez son más.

jueves, 28 de abril de 2016

TALLERES INTERGENERACIONALES


Durante las tres últimas semanas se han llevado a cabo en todas las clases del colegio una serie de talleres de temática medio ambiental promovidos por la USAL.
Esta estupenda iniciativa reúne a tres generaciones: voluntarios de la Universidad de la Experiencia, estudiantes de Educación Social , y alumnado del colegio Caja de Ahorros.
Una vez más , el colegio en su deseo de apertura hacia la participación social, disfruta de las aportaciones que enriquecen los conocimientos y experiencias de nuestro alumnado en un tema del que acabaremos siendo expertos : El respeto por el medio ambiente.

Muchas gracias a todos quienes lo estáis haciendo posible







lunes, 11 de abril de 2016

CORRESPONDENCIA HORTELANA



   Hace un tiempo , desde un colegio de Santa Pola (Alicante) nos solicitaron mantener correspondencia escolar con los cursos de 5º y 6º, ellos también tiene su huerto .
El objetivo es poner en contacto al alumnado de los dos centros para que intercambien experiencias, noticias... y tengan la oportunidad de conocer cómo el lugar y el clima inciden sobre los diversos cultivos, además servirá para ampliar amistades, cosa que les encanta a los chicos y chicas de esta edad.
Recibimos su primera carta de presentación global en la que nos enviaron unas sales de baño con aromáticas que habían elaborado en su centro. Les contestamos con otra carta global en la que hicimos lo propio además de regalarles alguna de las tarjetas que habíamos hecho para el día de la paz.
Nos volvieron a contestar ya con una carta personalizada para entregar a cada uno de nuestros alumnos o alumnas. Ahora estamos preparando el envío de otra en la que cada uno, después de haber elegido a un amigo o amiga les dan detalles personales y les cuentan cómo es y cómo se sienten en nuestro centro.
Esperamos seguir manteniendo esta actividad ya que le vemos la ventaja de poder establecer con  niños de otros lugares  una relación personal y amistosa  y además, obtener nuevos conocimientos de forma significativa ya que la información que se obtiene de esta manera está impregnada de afectividad.
Hemos decidido que sea una correspondencia tradicional, aunque las cartas tarden hay un deseo y una espera que se convierte en alegría inmensa cuando llegan. Resulta una experiencia " novedosa" para ellos y muy enriquecedora.
Cartas preparadas para ser enviadas